“THE TRIAL” (“EL JUICIO”), UNA MINISERIE ITALIANA PARA VER EN NETFLIX (por Pablo R. Bedrossian)

“The Trial” (titulada en español “El Juicio” y en el original “Il Processo”) es una miniserie italiana en 8 capítulos que presenta el caso de una joven de 17 años asesinada en una fiesta donde trabajaba como mesera. El caso se vuelve especial cuando la fiscal que lleva el caso (encarnada por la actriz Vittoria Puccini) descubre que se trata de una hija suya que tuvo siendo muy joven y entregó en adopción. Ese vínculo ante las leyes de su país hace incompatible tanto su participación en la investigación como en el proceso judicial; sin embargo, decide ocultarlo. La razón estriba solo en hacer justicia sino también en purgar su propia culpa por el abandono.

Primero es acusado un hombre de negocios casado con una mujer muy rica y atractiva; luego la acusación recae contra la esposa, en vista del romance de la joven muerta con su marido. El padre de la mujer despechada es un magnate que no escatima recursos para salvar a su hija. La defensa es llevada adelante por un joven y brillante abogado (papel a cargo del actor Francesco Scianna, quien realiza una interpretación magnífica) que predeciblemente se enamora de su cliente, pero se resiste a ser manipulado por el padre.

La fiscal y el abogado defensor son los principales protagonistas. Son personajes que luchan contra sí mismos y sus contradicciones, dudas y errores. La competencia entre ellos revela que tienen mucho en común a pesar de sus intereses contrapuestos.

Cuando empecé a verla, la dejé a los pocos minutos porque me pareció muy lenta y sin intensidad, pero siguiendo la recomendación de queridos amigos, la retomé y no me defraudó. Si Ud. supera la primera media hora seguramente querrá seguir hasta el final.

El cine italiano que supo ser vanguardista en los años ’50 y ’60 del siglo pasado y que nos ha regalado más tarde joyas como “Cinema Paradiso” o “La vida es bella” no ha encontrado aún una identidad que lo distinga en este nuevo siglo. Veremos si en el formato de miniserie logra recuperar algo de la gloria perdida cuya base siempre han sido las emociones que comunica.

© Pablo R. Bedrossian, 2020. Todos los derechos reservados.

“KIDNAP” (“SECUESTRO”) UNA PERSECUCIÓN DESENFRENADA PARA RESCATAR A UN HIJO (por Pablo R. Bedrossian)

Una mesera pasa un tiempo libre en un parque con su hijo. Recibe un llamado telefónico que la distrae unos segundos. Cuando regresa el niño ya no está. Con angustia y desconcierto inicia la búsqueda. ¿Por dónde empezar? De pronto ve a lo lejos que una mujer sube al niño a un auto que arranca de inmediato. Corre. Sube a su propio vehículo y empieza una tremenda persecución que es el corazón de la película.

“Kidnap”, ofrecida en español por Netflix como “Secuestro”) atrapa del principio hasta el final. Pocas veces hemos visto una película cuya trama casi exclusivamente se base en una carrera por la vida. Recordamos la primera película de Steven Spielberg, “Duel” (que en español fue titulada “Reto a la muerte”, “Duelo” o “El diablo sobre ruedas”) donde un vendedor es acosado por el chofer de un enorme camión en una ruta desierta; “Kidnap” funciona a la inversa: es la madre de la víctima quien persigue a los secuestradores. Si le gustan las persecuciones sobre cuatro ruedas, este film es para Ud.

“Kidnap” está protagonizada por Halle Berry, quien, lejos de parecer una ex Miss, luce sin maquillaje como una humilde trabajadora, pero dispuesta a todo con tal de salvar a su hijo. Es una película de acción donde casi no hay armas, ni artes marciales ni grandes efectos especiales, que, de paso, nos deja una pregunta ¿cómo reaccionaría Ud. si raptan a la persona que más ama y ve llevárselo por desconocidos?

© Pablo R. Bedrossian, 2020. Todos los derechos reservados.

3 PELÍCULAS DE ACCIÓN INTENSA PARA VER EN NETFLIX (por Pablo R. Bedrossian)

1. “EXTRACTION” (“MISIÓN DE RESCATE”)

El hijo de un narco de la India que está en la cárcel es secuestrado por un cappo rival de Bangladesh. Desesperado, el indio le pide a su jefe de seguridad que lo rescate, pero, a la vez, lo amenaza. Si no salva al niño, ordenará matar sin piedad a su familia. El esbirro contrata a un equipo extranjero especializado en secuestros, pero como no puede cumplir con la paga prometida se enfrasca en una temeraria lucha contra él mientras el secuestrado es víctima de los intereses en juego.

Es una película de muchísima intensidad. La persecución que ocurre en el medio del film es la más impresionante que el que escribe esta nota ha visto en su vida. Muchos se preguntan cómo se filmó esa escena de 12’ que parece hecha en una sola toma. Producida por los hermanos Joe y Anthony Russo, los productores de “The Avengers” y basada en un cómic llamado “Ciudad” escrito por ellos, esta película dirigida por Sam Hargrave será una delicia para los amantes del cine de acción. Chris Hemsworth en el papel de Tyler Rake es su principal protagonista.  Un detalle curioso: la novela gráfica que inspiró el guion fue ilustrada por el argentino Fernando León González, más conocido como Junior.

¿Qué pasa con el niño y cómo es la guerra de tres partes entre el mercenario, el equipo de rescate y la banda del secuestrador? Véala y dígame si no vale la pena entretenerse con esta película.

2.” JOHN WICK CHAPTER 2” (“UN NUEVO DÍA PARA MATAR”)

Para los que no vieron la primera película de esta saga, John Wick, encarnado por Keanu Reeves, era el más temido asesino a sueldo. Su retiro es interrumpido por el hijo de un mafioso ruso que no lo conoce, roba su auto y mata a su cachorro, último obsequio de su esposa recientemente fallecida. Obviamente el hijo del mafioso y su ejército criminal sufren las consecuencias.

En esta segunda vuelta, siempre en una Nueva York poblada de gangsters, el conflicto se traslada a la mafia italiana. Santino D’Antonio quiere entrar en la Mesa Alta donde se reúnen los doce capi maggiore. El lugar de su familia está ocupado por su hermana Gianna. John Wick tiene una deuda con él y para saldarla debe matar a la mujer. Una vez muerta por su propio encargo, Santino por honor y por sangre debe vengarla y le pone precio a la cabeza de Wick.

La estética del film parece la de un cómic, con personajes exagerados, heridas que no duelen y balas por doquier. El Hotel Continental, un lugar donde está prohibida a violencia, es una suerte de refugio donde no aplican las leyes del hampa y sin embargo se cuecen los odios y las venganzas. Fuera de ese espacio protegido, todo es acción y violencia sin lugar para los débiles.

3. RUN ALL NIGHT (“UNA NOCHE PARA SOBREVIVIR”)

Protagonizada por Liam Neeson quien encarna a Jimmy Conlon y Ed Harris en el papel de Shawn Maguire, es una serie de desafortunadas coincidencias donde estos dos amigos mafiosos se convierten en mortales enemigos.

Michael Conlon, el hijo de Jimmy, (interpretado por el actor sueco Joel Kinnaman) no se habla con su padre desde que supo que su profesión era la de asesino profesional. Trabaja como chofer de una limusina. Sin proponérselo es testigo del asesinato de dos distribuidores de drogas albaneses por parte de Danny Maguire, hijo de Shawn. Sin misericordia alguna y por miedo a que lo delate, Danny decide matar a Michael, algo que no ocurre por la providencial intervención de Jimmy, quien, por salvar la vida de su propio hijo, mata al hijo de su viejo amigo y ex jefe. A partir de allí, con la complicidad de la policía comprada por Shawn, comienza una trama que recuerda lejanamente al cine negro y sin salida.

La acción es muy intensa, alimentada por el enfrentamiento entre padre e hijo que deben trabajar juntos para sobrevivir sabiendo el precio puesto a sus cabezas. Los tiroteos, los escapes y las persecuciones ocupan prácticamente toda la película, que no da respiro al espectador.

CONCLUYENDO

Estas no son películas para pensar sino para sentir. Desde luego, no es cine realista, sino efectista. No imagine grandes personajes sino experimente el vértigo de los acontecimientos. Sépalo de antemano: en los tres films, los buenos se parecen a los malos. Si no le gusta el cine de acción, definitivamente estas películas no son para Ud. Pero si es de los que le aman la emoción y el peligro, las va a querer ver una detrás de otra.

© Pablo R. Bedrossian, 2020. Todos los derechos reservados.

“FAUDA” TEMPORADA 3, MÁS CAOS, MÁS ACCIÓN (por Pablo R. Bedrossian)

En nuestro comentario a la Temporada 2 explicamos que Fauda significa caos en árabe y que  representa la interminable guerra entre árabes y judíos, librada sin tanques ni bombas sino entre pequeñas unidades de uno y otro lado, como si fuera un ajedrez.

El comentario completo a la Temporada 2 se puede leer el https://pablobedrossian.com/2018/07/05/fauda-el-caos-hecho-accion-por-pablo-r-bedrossian/)..

La tercera temporada, que cuenta con 12 capítulos, inicia con el protagonista de la serie, Doron Kavillio, miembro de un equipo israelí, infiltrado en el territorio palestino de Cisjordania. Trabaja como entrenador de boxeo. No se encuentra en un gimnasio cualquiera: tiene como pupilo a Bashar Hamdi cuyo primo hermano es el terrorista palestino más buscado. A partir de ese comienzo la trama se vuelve cada vez más compleja debido a la liberación del papá de Basha, un famoso combatiente palestino, tras 20 años de cárcel y a la existencia de un túnel que permite a los comandos palestinos de Gaza -a donde luego se traslada la historia- ingresar secretamente a territorio israelí para ataques por sorpresa.

En esta temporada hay más caos y más acción. El precio pagado por ambos bandos para defender sus territorios y sus derechos es tan alto que ninguno sale indemne. En alguna medida parece una guerra pírrica. ¿Qué significa? Pirro fue un general griego que venció a los romanos perdiendo a casi todo su ejército. Resumiendo, ganar a tan alto precio que parece una derrota.

La Temporada 3 agrega un costado sentimental: la vida familiar de los militares encubiertos y de los guerrilleros palestinos; hay una fuerte presencia femenina que muestra el otro lado: el de los miedos, las crisis y los afectos. Además, presenta a la amistad -y no la disciplina militar- como la amalgama que mantiene unido a los equipos aún en los peores momentos.

Pese a ser una producción israelí, en la segunda temporada mostraba de un modo más imparcial las dos partes del conflicto. En esta cae en una suerte maniqueísmo que separa a los “buenos” de los “malos” según la bandera. De paso, si a Ud. le gusta la psicología de los personajes vea la transformación producida en Bashar Hamdi, el camino que recorre desde donde empieza hasta donde termina.

Fauda fue creada por Lior Raz (el magnífico actor que encarna a Doron Kavillio) y Avi Issacharoff. Recomendamos el audio en los idiomas originales, hebreo y árabe; para la Temporada 2 habíamos elegido el inglés. Desde luego en ambos casos está subtitulada en español.  

El mayor mérito de Fauda y su mayor atractivo sigue siendo la acción. Es el ritmo y la tensión de situaciones cuyo desenlace es impredecible, incluida la escena final.

© Pablo R. Bedrossian, 2020. Todos los derechos reservados.

“THE VALHALLA MURDERS”, UNA MINISERIE POLICIAL EN LA NIEVE DE ISLANDIA (por Pablo R. Bedrossian)

“Los asesinatos de Valhalla” (en inglés “The Valhalla Murders”) es una miniserie policial de ocho capítulos ambientada en Islandia, una nación asentada sobre una gélida isla en el norte de Europa, de solo 350,000 habitantes.

Titulada en su lengua original simplemente “Brot” (“Violación”) la historia gira alrededor de una serie de asesinatos vinculados a un orfanato cerrado muchos años atrás y a una trágica desaparición. Tal como es común en este tipo de miniserie nada es lo que parece y los presuntos sospechosos van cambiando a lo largo de la investigación. Cuanto más se descubre, más se oculta.

En nuestra opinión, lo mejor de la serie son los paisajes, con altas montañas y llanuras que parecen cubiertas por un sudario blanco de gruesa nieve y la excelente dirección cinematográfica de Thordur Palsson, también creador de la serie. Las actuaciones y el guion, a pesar de algunos pozos, son aceptables y mantienen atento al espectador.

Hay algunos detalles que para los que vivimos en otras culturas son llamativos. Por ejemplo, la policía no va armada. Los investigadores de homicidios llevan un arma en una caja fuerte dentro de su vehículo y deben solicitar una clave telefónica para poder abrirla en caso de emergencia. Otro hecho curioso es que criminales de alta peligrosidad mientras son indagados pueden servirse café de una máquina cuando lo deseen e incluso ofrecerlo a sus interrogadores. En eso el lugar parece otro planeta.

Fue filmada en 2019 y lanzada por Netflix en 2020. Es admirable que un país con tan pocos habitantes haya producido una miniserie de calidad internacional. Si le gusta el género policial y los crímenes seriales seguramente no será esta la mejor miniserie que haya visto en su vida, pero tampoco se aburrirá.

© Pablo R. Bedrossian, 2020. Todos los derechos reservados.

“TROTSKY”, EL RETRATO DE UN REVOLUCIONARIO EN NETFLIX (por Pablo R. Bedrossian)

Esta miniserie en 8 capítulos retrata la vida de León Trotsky, uno de los líderes de la revolución rusa de 1917 y fundador del Ejército Rojo, cuyos logros militares hicieron poderosa a la desaparecida Unión Soviética.

El cine histórico padece la dificultad de contar los hechos desde un punto de vista siempre interesado. En este caso la obra ha sido producida por víctimas del sistema soviético, los propios rusos. Sin embargo, “Trotsky” no se enfoca en los hechos históricos sino más bien en la psicología de su protagonista.

La serie va intercalando momentos clave de la vida de este intelectual revolucionario. Lo muestran en su exilio en París, sus etapas en Rusia y sus últimos años en México de modo de construir al personaje a través de situaciones sin un orden cronológico, pero intensamente reveladoras.

El film indica cómo León Trotski se convirtió en el monstruo contra quien inicialmente combatió. Su desprecio por la vida ajena, que lo convirtió en un cruel asesino de campesinos y opositores, y la militarización del trabajo que pergeñó muestran y demuestran cómo un hombre que luchaba por la libertad de su pueblo terminó esclavizándolo. Bajo la justificación de clichés como “la revolución” se sentía con el derecho y la autoridad de matar a quienes disentían con él. Ese mesianismo, revelado en la demagogia de su magnífica oratoria y la obsecuencia de los necesarios seguidores, se nutre de lo que llamamos una lógica perversa, que, como tal, tiene un doble efecto: el poder de cambiar el destino y el poder de destruirlo.

Hay varios personajes históricos que decoran el relato: Lenin, Stalin, Frida Khalo, el periodista Frank Jackson (en realidad, el español Ramón Mercader) y Natalia Sedova, la segunda esposa de Trotsky.

Esta producción fue lanzada en 2017 por el Canal 1 de la TV rusa con gran suceso. Desde fines de 2018 puede verse por Netflix. La caracterización de León Trotsky por Konstantin Khabenskiy es extraordinaria. Aunque no es una superproducción, atrapa por el retrato de uno de los grandes protagonistas de la historia, que siempre justificó sus crímenes en nombre de la justicia.

Nada devolverá la vida a los millones de rusos muertos por la revolución y sus secuelas, pero al menos sirve para mantener viva la memoria; como alguien ha dicho “un pueblo que no conoce su historia está condenado a repetirla”.

© Pablo R. Bedrossian, 2020. Todos los derechos reservados.

“EL ESPÍA”, UNA MINISERIE BASADA EN UNA INCREÍBLE HISTORIA REAL (por Pablo R. Bedrossian)

“El Espía” es una serie en seis capítulos que novela la historia de Eli Cohen, quien, haciéndose pasar por un poderoso empresario logró infiltrarse en las más altas esferas del gobierno sirio.

Cohen había nacido Egipto en 1924 en el seno de una familia judía que había emigrado de Aleppo, Siria; por eso hablaba árabe a la perfección; además sus rasgos mizrajim[1] hacían pasar inadvertido su origen hebreo.

Para entender la miniserie es importante conocer el contexto. Eli Cohen había abrazado la causa sionista muy tempranamente. La creación del Estado de Israel en 1948 redefinió el mapa político de Medio Oriente, generando grandes hostilidades con grupos que vivían en la zona (los palestinos) y las demás naciones árabes que consideraban al pueblo hebreo su enemigo. El estallido de una guerra siempre estaba latente.  

Entre 1958 y 1961 existió la República Árabe Unida, nacida de la unión entre Egipto y Siria. Un golpe de estado promovido por los militares sirios terminó con esa breve experiencia y sumió a su nación en una grave inestabilidad. Recién en 1963 la llegada al poder del revolucionario Partido Baaz[2] impuso el orden en el país.

En 1960 Eli Cohen se enroló en lo que hoy es la Mossad, el servicio de inteligencia israelí. Le proveyeron una identidad falsa, la de Kamel Amin Tsa’abet, y lo enviaron a la Argentina donde vivió como un exitoso hombre de negocios de origen sirio. Esta pantalla le sirvió para relacionarse con las autoridades sirias y trasladarse a Damasco en 1962. A partir de allí se puede decir que comienza la historia de “El Espía”.

La miniserie tiene como antecedente la película inglesa “El Espía Imposible”, de 1987, dirigida por Jim Goddard y protagonizada por John Shea. Sin embargo, “El Espía” se diferencia por su mayor apego a los hechos, su realismo emotivo y su magnífica ambientación. Además, la extraordinaria interpretación de Sacha Baron Cohen en el rol de Eli Cohen la convierte en una joya. Parece increíble que el protagonista sea el mismo actor de “Borat” o “El Dictador”.

Definitivamente recomiendo esta miniserie que, desde luego, será percibida desde puntos de vista antagónicos: aquel que ame al pueblo de Israel verá en Cohen un patriota; aquel que defienda al pueblo árabe lo verá como un traidor.

© Pablo R. Bedrossian, 2019. Todos los derechos reservados.


REFERENCIAS

[1] Se designa con ese nombre a los judíos de origen oriental, prefiriéndose la palabra sefardí para los que fueron expulsados de España en 1492, también en su mayoría de rasgos moros.

[2] Otros lo escriben Baath.