EL COLIBRÍ ESMERALDA HONDUREÑO, UN AVE ÚNICA (por Pablo R. Bedrossian)

El colibrí esmeralda es la única ave endémica de Honduras. Al decir endémica indicamos que se encuentra exclusivamente en ese país. Cuentan Howell & Webb, autores del clásico libro sobre aves de México y norte de Centroamérica de 1995, “hasta hace poco solo se conocía de 11 especímenes, el más reciente en 1950. Fue redescubierto en junio de 1988 en el alto Valle del río Aguan”[1]. Hemos visitado la zona y se trata de un bosque tropical muy seco (ultraseco, si se permitiera la expresión) cercano a la ciudad de Olanchito, Yoro, poblado de cardos, cactus y arbustos capaces de sobrevivir en situaciones de extrema sequedad. Sin embargo, en los últimos años ya se han encontrado ejemplares en departamentos como Santa Bárbara, Lempira, Cortés y Olancho.

Este colibrí, cuyos macho y hembra son muy parecidos, mide unos 10 cm; Se caracteriza por un color azul turquesa rutilante en la zona que va de la garganta a la parte superior del pecho, aunque en ocasiones adquiere un color más grisáceo; en la hembra el brillo de la gorguera suele ser menos intenso.

La corona, nuca, dorso y flancos son color verde esmeralda; sus plumas cobertoras son oscuras con borde blanco, aunque en el área superior son más verdosas; la mitad inferior del pecho y el vientre son blancuzcos. La cola tiene una hendidura y a veces parece levemente bifurcada. El pico es de color gris oscuro y está muy levemente curvado, con su sección inferior de color rojizo opaco. Una marca de campo característica es la mancha postocular blanca.

En el biotopo que visitamos – el polígono de la Fuerza Aérea Hondureña que sirve de refugio a esta bella ave diminuta- su principal alimento proviene del Pie de Niño (Euphorbia tithymaloides también conocida como Pedilanthus camporum), una especie que florece todo el año; sin embargo, su extensión a otras zonas que carecen de esta planta sugiere que ha desarrollado una importante capacidad de adaptación. Según el experto Robert Gallardo, entre sus fuentes de néctar también se encuentran bromelias como la Aechmea bracteata, la Opuntia hondurensis (un tipo de cactus de flor roja) y la Calliandra caeciliae, un tipo de leguminácea de ramitas laterales cortas de flores rojas que parecen un ramillete de hilos verticales rojos)[2].

Flor de Pie de Niño (Euphorbia tithymaloides también conocida como Pedilanthus camporum)

Además, Amazilia luciae, el colibrí esmeralda hondureño, también se alimenta de insectos. Anida en marzo y abril y sus pequeños nidos son hechos de musgos y líquenes, poniendo en ellos casi siempre dos huevos. Las crías son alimentadas por la pareja[3].

En El Cajón, muy cerca de Santa Cruz de Yojoa, Cortés, donde se lo ve con relativa facilidad, hemos sido testigos de algo increíble. Alex Martínez Matute, del Restaurante El Rancho, lo llamó diciéndole “¡Niño!”. El colibrí esmeralda apareció con su habitual zumbido llegando a un metro de Alex tras lo cual regresó a una rama donde posarse. No he sido el único que ha sido testigo de esa asombrosa conducta.

© Pablo R. Bedrossian, 2020. Todos los derechos reservados.


BONUS: VIDEOS:


NOTA

Esta es una contribución del Club de Observación de Aves Los Zorzales, del valle de Sula, a la ASHO (Asociación Hondureña de Ornitología)


AGRADECIMIENTOS

Agradecemos muy especialmente a Felipe Reyes, quien nos permitió admirar por primera vez el colibrí esmeralda hondureño en Yoro y a todos los queridos amigos de la aldea San Lorenzo en el Valle Arriba del río Aguán, cercano a la ciudad cívica de Olanchito, en el Departamento de Yoro, Honduras. También a Alex Martínez Matute, del Restaurante El Rancho, por habernos mostrado el colibrí esmeralda hondureño en El Cajón, Cortés, Honduras. Alex tiene un extraordinario amor por la naturaleza y su restaurante y hotel es una excelente cabecera para ver no solo el Honduras Emerald sino también el Yellow-tailed Oriole (Icterus mesomelas) y el White-necked Puffbird (Notharchus hyperrhynchus). También hacemos extensiva nuestra gratitud a nuestro querido amigo y maestro Romel Romero quien nos ha guiado en las visitas a estos maravillosos lugares.


REFERENCIAS

[1] Howell, Steve N.G. and Webb, Sophia, “A guide to the birds of Mexico and Northern Central America”, Oxford University Press, 1995 (reimpresión 2007), p..409

[2] Gallardo, Robert J., “Guía de las Aves de Honduras”, Edición de autor, 2018, p.218

[3] http://asidehonduras.org/colibri-esmeralda-hondureno . ASIDE, una ONG local, es la responsable de la protección y conservación del Refugio de Vida Silvestre Colibrí Esmeralda Hondureño (RVSCEH) que tiene un convenio de comanejo con el Instituto Nacional de Conservación y Desarrollo Forestal, Áreas Protegidas y Vida Silvestre (ICF) y las Municipalidades de Arenal y Olanchito.


CRÉDITOS MULTIMEDIA

Todas las fotografías y videos fueron tomados por el autor de esta nota y es el dueño de todos sus derechos.

One thought

  1. Jehová nuestro Dios, tú mereces recibir la gloria, la honra y el poder, porque tú creaste todas las cosas, y por tu voluntad llegaron a existir y fueron creadas”.apocalipsis 4:11 ,,,,,,,,,gracias por compartir valiosa información sobre esa maravillosa creación de Dios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .